• Lun. May 16th, 2022

San Luis a Diario

Información precisa, confiable y oportuna

Niño abusado: la Policía trata de establecer si hay más testigos del hecho

Ene 12, 2022

También buscan aclarar la imagen del video para rastrear al hombre en hoteles y cabañas, ya que creen no es de la Villa.

Niño abusado: la Policía trata de establecer si hay más testigos del hechoComisaría 26ª. Les tomaron denuncia al dueño del negocio y a una clienta. Foto: Archivo.

No hay, hasta el momento, ninguna referencia concreta sobre quién es el hombre que el fin de semana, en el patio de un food truck de Merlo, manoseó a un niño. Así y todo, los efectivos de la Comisaría 26ª de la Villa intentan profundizar las averiguaciones. Tratan de establecer si alguna persona que estuvo la noche del sábado en el mismo patio pudo ver algo. Intentan también mejorar o ampliar la imagen del video que hizo una clienta que vio cómo tocaba al nene y lo filmó con su celular. Y quieren saber si la cadena de hoteleros puede eventualmente aportar algún dato de la identidad del hombre. Creen que tanto él como las personas que lo acompañaban esa noche posiblemente no son de la Villa y, por lo tanto, que pueden haber estado alojados en algún hotel o cabaña.

El subcomisario Juan Pablo Zubiri, jefe interino de la Seccional 26ª, le indicó a El Diario que esas son las medidas que han adoptado para darle continuidad a la investigación. En esa dependencia les recibieron denuncia a los dueños del comercio, que no advirtieron lo ocurrido sino hasta que tomaron conocimiento del contenido de la filmación, cuando se viralizó.

También le tomaron la denuncia a la clienta que hizo el video y que esa misma noche tuvo un ida y vuelta con el hombre al que filmó mientras manoseaba los glúteos de un chico de entre 8 y 9 años. Ella le hizo saber que había visto su acción y se lo reprochó. Al parecer, la mujer fue insultada por el hombre, quien no solo habría recibido el respaldo de las otras personas que estaban con él en la mesa, sino que le habría dicho a la mujer que ella decía cualquier cosa, que el niño era su hijo y que él lo tocaba como quería.

A la clienta la Policía le consultó después de la presentación si recordaba algún detalle más, algo significativo que no hubiera mencionado antes, y dijo que no. Quisieron saber, por ejemplo, si había podido registrar algún detalle del automóvil en el que se retiraron, pero dijo que no. El cruce de palabras le generó un gran estado de nerviosismo, según le explicó a la Policía.

La seccional está muy cerca del predio donde está el food truck. Pero nadie en ese momento llamó a la Policía, que podría haber acudido rápidamente, incluso a pie hasta el lugar. De haber intervenido en el momento, eso habría posibilitado tomar los datos al sospechoso e incluso, de considerarlo necesario, demorarlo y/o detenerlo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.