Último momento

Default Placeholder

El predio albergó uno de los centros de vacunación contra el Covid más grandes de la provincia. Un encuentro de mini básquet dio luz verde al reinicio de las actividades deportivas.

Este jueves por la tarde, el Polideportivo Municipal volvió a la normalidad. Con un encuentro amistoso de mini básquet se reiniciaron las actividades deportivas en el predio de Puente Blanco, espacio donde hasta hace poco funcionó uno de los vacunatorios contra el Covid más grandes de la provincia.

“Nos han visitado del Club Victoria, de Aseba, y algunos chicos del Club Guay Curú. Estamos muy contentos y felices con esta reinauguración. Pudimos recuperar el lugar después del arduo trabajo de la gente del Ministerio de Salud, que estaban ocupando nuestro polideportivo para el vacunatorio”, dijo Carlos Díaz, director municipal de Deportes.

Antes de la pandemia, en el predio cerrado se desarrollaban diversas actividades deportivas que se prevé retomar. Para ello, diversas áreas del Municipio llevaron adelante una puesta en valor, que incluyó reparaciones en el piso y las tribunas, tareas de pintura y demarcación de las canchas y la puesta a punto del sistema de iluminación.

“Me parece una actividad genial, las instalaciones están impecables. Es muy bueno fomentar la disciplina, los encuentros de mini básquet en canchas así, con tantos padres y chicos que se divierten. Después de la pandemia me parece espectacular”, dijo Cristian Orozco, entrenador de Aseba.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share Article: